Fuerzas de seguridad hondureñas se niegan a reprimir al pueblo

conUstedesAyer fue un día extraordinario en Honduras. Los COBRAS, una fuerza policial de élite, y oficiales de la Policía Nacional, anunciaron que ya no obedecerían la orden del gobierno de reprimir las protestas y movilizaciones que tienen lugar en toda Honduras. “Somos el pueblo y no podemos estar matando a nuestra propia gente para proteger los intereses de personas externas”, anunció uno de los Cobras. Otro Cobra afirmó, “nuestro trabajo es dar paz y seguridad al pueblo hondureño, no reprimirlos”. Este giro increíble de los acontecimientos se produce después de la represión violenta de las protestas masivas, incluidos numerosos asesinatos de manifestantes por parte de la Policía Militar y las Fuerzas Armadas.

En una tremenda muestra de integridad, los Cobras y los oficiales de policía abandonaron las protestas donde los habían enviado a reprimir y regresaron a sus cuarteles. Una gran multitud se reunió fuera de los Cobras en Tegucigalpa, compartiendo comida y agua con los policías que llegaban allí, celebrando a aquellos que tienen la dignidad de negarse a atacar a su propia gente por exigir que se respete un principio básico de la democracia: el voto popular.

Temprano en el día, el Coordinador de la Alianza de la Oposición contra la Dictadura, Mel Zelaya, presentó diapositivas de las hojas de votación alteradas por las autoridades electorales para dar más votos al actual presidente Juan Orlando Hernández (JOH como se le llama) y quitarle votos al candidato de la Alianza de oposición Salvador Nasralla. Cada Partido recibe copias de las hojas de conteo de cada mesa de votación y, por lo tanto, la Alianza de la Oposición pudo comparar las actas recibidas con las publicadas por las autoridades electorales y descubrió que éstas últimas habían alterado frecuentemente los resultados, incluso creando nuevas actas para aumentar el número de votos de Juan Orlando Hernández y reducir los de la Oposición. El Partido Liberal, que quedó en tercer lugar, también está dispuesto a proporcionar sus copias de las listas para comparar. Salvador Nasralla declaró que solicitará una reunión del Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) para presentar las actas de votación. Los hallazgos de la Alianza de la Oposición sugieren una importante operación de fraude por parte de las autoridades electorales, que están firmemente alineadas con Juan Orlando Hernández –quien es respaldado por Estados Unidos-, para tratar de frustrar el voto popular que rechazó rotundamente su esfuerzo de reelección.

El pueblo de Honduras continúa en las calles demandando el fin del fraude y el fin de la dictadura de Juan Orlando Hernández, quien se ha consolidado en el poder durante los últimos 8 años posteriores al Golpe de Estado liderado por graduados de la Escuela de las Américas en 2009, y que se presentó a la reelección a pesar de la prohibición constitucional de ésta. Anoche, una vez más, personas, en todo el país, cantaron ‘Fuera JOH’ y golpearon ollas y sartenes durante toda la noche en una muestra de resistencia al toque de queda y a la suspensión de las garantías constitucionales. Hernández, cuyo régimen sigue siendo financiado por los Estados Unidos a pesar de la represión masiva y violenta contra los manifestantes, está tratando desesperadamente de mantener su control del poder a pesar del amplio rechazo popular.

La Plataforma de Movimientos Populares y Sociales de Honduras exige la renuncia inmediata de Juan Orlando Hernández y miles y miles continúan hoy en las calles. El momento está claramente del lado del pueblo hondureño y el fraude se está volviendo demasiado obvio como para negarlo. Mientras Hernández intenta mantener el poder, ¿Estados Unidos continuará apoyándolo? ¿Los Estados Unidos finalmente reconocerán cuán corrupto y represivo es su régimen y dejarán que el pueblo hondureño decida su propio futuro?

Observatorio por el Cierre de la Escuela de las Américas – SOA Watch

Llamado a la acción y la solidaridad con el Pueblo de Honduras

Pin It

Deja un comentario